Ismail A

Combina chatbots con email marketing

Tiempo de lectura: 3 minutos

Para muchos profesionales del marketing, una de las preguntas más comunes desde hace un par de años es qué es más conveniente, invertir en chatbots o en email marketing. La respuesta real es combinar ambos para una estrategia mucho más poderosa.

Y es que ninguna de estas dos herramientas es excluyente de la otra, al contrario, pueden complementarse para mejorar la experiencia del usuario y, por lo mismo, aumentar tus ventas. Si quieres saber cómo puedes sacar mejor provecho de estas dos tecnologías, sigue leyendo.

Estas son dos de las herramientas más usadas y con mejores retornos en el marketing moderno, imagina lo que sucede si logras mezclarlas eficientemente:

  • Para el 2020, el usuario promedio tendrá más conversaciones con un chatbot que con su pareja (fuente: Inc.).
  • El ROI del email marketing sigue siendo el más elevado con $32 por cada dólar invertido (fuente: DMA).
  • La primera campaña de email marketing se lanzó en 2001 (fuente: Smart Insights).

Como puedes ver, el email marketing existe mucho antes que los chatbots y ha sobrevivido otras tendencias como las redes sociales, el chat en vivo y mucho más, pero de qué sirve mezclarlo con un chatbot, a continuación lo explicamos.

Consigue más leads

Uno de los principios básicos para que una campaña de email marketing funcione es tener una base actualizada de correos electrónicos de tus leads. Hasta hace unos años, esto se conseguía principalmente con campañas de contenido y pidiéndole al usuario que llenara formas con sus datos para recibir más información a cambio o algún otro servicio gratuito.

Sin embargo, en muchas ocasiones estos formatos no inspiran al usuario lo suficiente, llevándolo a poner mal sus datos o abandonar el formulario antes de terminarlo.

Con los chatbots es todo lo contrario. Este amigable asistente es un especialista en conseguir los datos correctos de tus prospectos. ¿Cómo lo hace? En lugar de largos cuestionarios, el chatbot hace dirige la conversación con el usuario para conseguir las piezas clave de información que necesitas.

Automatización absoluta

El chatbot no solo sirve para crear una conversación con el usuario, también es el responsable de mandar un correo de seguimiento automáticamente.

Tan pronto como termina la interacción con el prospecto, un chatbot bien programado se encarga de enviar por correo un resumen con toda la información que se compartió en la primera conversación. Así, el usuario tiene una copia en su correo electrónico de todo lo que hablo con el bot y tu empresa puede migrar la conversación a una serie de correos electrónicos.

Conversaciones segmentadas

Como lo plantea el modelo circular, el marketing moderno se basa en dar la mejor atención posible al cliente para que este se convierta en el motor que impulsa tus estrategias. Bueno, para que esto suceda, necesitas darle exactamente lo que busca.

Uno de los principales errores del email marketing es que era una estrategia masiva que segmentaba poco el contenido que ofrecía. Sin embargo, con la implementación de chatbots puedes recaudar más información de tu prospecto o cliente, lo que se convierte en campañas de email más personalizadas en donde la información y promociones que llegan al usuario son realmente las que le interesan.

Si tu empresa vende productos en el retail y envía campañas de descuento para productos para bebé a un millennial soltero, lo único que logrará es alienarlo y hacerle sentir que es uno más del montón. Sin embargo, si ese usuario mostró interés en productos de limpieza para autos y envías una promoción para cera automotriz, seguramente lograrás una mejor conexión.

Mantiene el ciclo activo

Que tu chatbot haya servido para conseguir el lead y ya tengas la dirección de correo electrónico de tu prospecto no significa que el trabajo ha terminado. Para muchos usuarios el hablar con un robot es una experiencia más agradable que recibir campañas por email. En este sentido, tener un link que lleve al prospecto a tu servicio de chat debe estar presente en cada uno de los correos que envías.

El paso más importante ya lo diste y es conseguir el interés (y los datos) de tu prospecto, pero esto no quiere decir que está listo para comprar: a veces necesitas informar aún más a tu prospecto y ayudarle a dar el paso final.

Aquí es donde entra el email marketing, pues puedes utilizarlo para enviar ofertas específicas e información precisa. Pero, si tu prospecto necesita más información, un chatbot es quien puede encaminarlo y asesorarlo durante su proceso de compra.

Estas dos herramientas, cuando se trabajan en conjunto, crean uno de los tandems más poderosos en cualquier estrategia de marketing. Y, si ya estás usando ambas, recuerda que en el marketing moderno, la optimización es clave para mejores resultados.

Revisa constantemente los ciclos y busca dónde puedes estar fallando. Entre más eficiente seas, mejores serán tus retornos.

SaaS Marketing

 

Ismail A

Ismail A

Ingeniero de software, emprendedor y consultor con más de 10 años en asesorías en marketing digital, experiencia del usuario, gestión de procesos y personalización.

Twitter Linkedin

Deja tu comentario

Tu dirección de email no se publicará. Con * se encuentran los datos requeridos para realizar el comentario.