Allan Glatt

Cómo manejar una empresa de crecimiento acelerado

Tiempo de lectura: 3 minutos

La competencia entre distintas compañías es cada vez más difícil y si tu empresa no está creciendo a buen ritmo, puede diluirse entre las distintas opciones. Pero ¿qué sucede cuando tu empresa empieza a crecer aún más rápido de lo proyectado? Aunque creas que eso siempre son buenas noticias, si no tienes un plan de acción, puede ser tu peor pesadilla.

Una empresa de rápido crecimiento, por lo general una startup, no puede vivir bajo las mismas reglas que una de crecimiento lento y sostenible, así que si tienes en tus manos una compañía con estas características, es mejor que sigas leyendo.

  • El crecimiento promedio durante el primer año de una startup es de 120% (Equidam)
  • La economía de Latinoamérica solo crecerá 1.7% en 2019
  • 29% de las starup que fracasan es porque se quedan sin dinero (CB Insight)

El crecimiento rápido no debe ser tomado a la ligera, pero si este se sale de control, puede llevar a tu compañía directo a la quiebra.

Menos es más

¿Recuerdas cuando tu empresa se manejaba por unas cuantas personas y todos estaban enterados de lo que sucedía o de esas juntas semanales en las que se compartía el status de cada avance del proyecto? Bueno, cuando empiezas a crecer rápido tienes que olvidarte de todo eso que te está deteniendo; piénsalo como si tu empresa fuera un auto de carreras, entre más peso, más difícil es la aceleración.

Dale autonomía a tu equipo y deja de querer gestionarlo todo tú, pues el micromanagement es uno de los principales enemigos del crecimiento. Dejar que tu equipo opere sin necesidad de que autorices cada movimiento no solo te libera mucho tiempo para que te enfoques en lo importante, también empodera a tus colaboradores para que den mejores resultados.

Rodéate de talento

Para que el punto anterior funcione, necesitas tener al equipo indicado. Si quieres que tus colaboradores soporten las presiones de una empresa con un crecimiento acelerado, debes contratar al mejor talento disponible. Piensa bien si el mismo gerente que hoy maneja a 5 personas está capacitado para dirigir a 20 en unos meses y, antes de contratar a 3 gerentes más, analiza si en verdad no sería mejor integrar a un director con la habilidad de liderar a un equipo más extenso.

Crecer rápido requiere de gente que se adapte fácilmente al cambio y que pueda crecer al mismo ritmo que lo está haciendo tu empresa.

Enfócate en el mediano plazo

Sí, lo primero que haces cuando estás planeando la estrategia de un negocio es pensar en dos escenarios, el de corto y el de largo plazo. Pero, cuando tienes en tus manos una empresa que va más rápido de la habitual, muchos de los planes a corto plazo quedan muy cortos (pasan demasiado rápido) y las visiones a futuros quizás muy lejanos son muy difíciles de proyectar.

Tener un enfoque de lo que pasará en los próximos 3 a 5 años es una manera de tener más claridad y lograr sí cumplir con la estrategia. Como lo explica Iain Johnston en The Times

Muchos líderes de empresas de rápido crecimiento cambian de objetivo muy seguido y nunca finalizan un plan antes de empezar el siguiente. Pon objetivos a mediano plazo y cúmplelos.

Cuida a tus clientes

Uno de los mayores peligros a los que se enfrenta una empresa que crece muy rápido es olvidar para quién trabaja. Y no, no nos referimos al CEO de la compañía o a los accionistas, sino a los clientes. Estos no solamente son los que están pagando por tu producto o servicio, son los que realmente pueden darte información acerca de lo que estás ofreciéndoles. Además, si tu crecimiento empieza a ser demasiado veloz y no puedes atender todos tus pedidos de manera eficiente, ese mismo ímpetu que tomaste para generar ventas se convertirá en mala publicidad cuando no logres cumplir con la promesa de tu marca.

El feedback que tus clientes dan y todo lo que expresan a tu equipo de soporte son una buena guía para saber hacia dónde llevar la compañía. Pon mucha atención en lo que están diciendo y actúa con base a lo que realmente quieren.

SaaS Marketing

 

Allan Glatt

Allan Glatt

Periodista por un accidente de la vida, como Editor General del MMK Lab en CDMX soy responsable por todo el contenido comercial para las plataformas Martha Debayle, Moi, Bbmundo y The Beauty Effect. Cuando no estoy escribiendo o leyendo, seguramente estoy en el cine, viendo el baseball o paseando a mi perro.

Linkedin

Deja tu comentario

Tu dirección de email no se publicará. Con * se encuentran los datos requeridos para realizar el comentario.