¿Qué es Marketing Inbound?

¿Qué es Marketing Inbound?

Blog

¿Qué es Marketing Inbound?

Escrito por Fernanda Quinteros

Temas: Inbound Marketing

Tiempo de lectura: 4 minutos

19-ene-2018 18:13:48

que es Inbound Marketing?Llevo poco tiempo en el Marketing Inbound con nombre apellido, pero ha sido un período de aprendizaje intenso.

Digo con nombre y apellido, porque creo haber reconocido muchas de sus características en las soluciones que buscábamos dentro del marketing tradicional.Con lo que he aprendido en estos cuatros meses, estoy segura de que para todos los departamentos de marketing el inbound es una evolución inevitable. Algo intuitivo luego de analizar concienzudamente el comportamiento de potenciales clientes.

Por eso, creo que encontrarlo era sólo cosa de tiempo.

Mi historia es esta: venía de hacer marketing en una agencia de viajes muy tradicional, donde los avisos en la vía pública, el mailing y los Facebook Ads son considerados los medios más efectivos para llegar a la gente.

Un bombardeo de promociones, CTAs y mensajes día a día.

Actualmente uno de los desafíos de las agencias de viajes es justificar por qué la gente debe seguir comprando a través de ellas. El escenario es que los viajes se han democratizado y así también lo ha hecho la información sobre el rubro.

Se trata de información que a la gente le gusta compartir. Prueba de ello son los miles de comentarios en plataformas como Tripadvisor y Booking.  

En estos sitios puedes resolver dudas como qué llevar a tu viaje por el Sudeste Asiático hasta dónde ir este año si eres un amante de los libros.

Y si no encuentras la información online, lo más probable es que encuentres un amigo que pueda orientarte.

De hecho, según Entrepreneur Magazine, 89% de los millenials planean sus viajes basado en contenido online que han publicado sus pares.

Por otro lado, la gente está cansada de que le traten de vender y meter información a la fuerza. Eso no es un misterio, los números lo reflejan.

Sin embargo, estamos cada día más adictos a googlear. Googlear cuál es el mejor restaurant de comida vegana en Nueva York, cuál es el mejor hotel para ir con niños a la Patagonia, cómo llegar a la playa que vieron en el Instagram de una amiga, etc.

Todos queremos encontrar información útil en el momento que la buscamos.

Sin saberlo, en la agencia de viajes comenzó a surgir la necesidad de hacer marketing inbound.

La verdad es que no fue un ejercicio consciente, simplemente nos dimos cuenta que había cosas que no estaban funcionando. La tasa de apertura de emails era baja y el alcance en nuestros avisos de Facebook no era el que esperábamos.

Pero todos los días llegaban preguntas a través de redes sociales como “¿Cuál es el mejor destino de Latinoamérica para ir con niños?” o “¿Con qué moneda me conviene viajar a Europa?”. 

Esa era una oportunidad. A pesar de que en internet hay muchísima información disponible, la gente confía en los expertos. Y muchas veces hay tanta información que finalmente el usuario no puede discriminar y queda en el mismo punto en el que empezó.

Entonces  levantamos un sitio de viajes chileno donde pudieras encontrar todo lo que necesitas para soñar con tus viajes: desde los destinos más recomendables para escaparse durante el fin de semana hasta un listado de playas secretas que van a ser tendencia en un par de años más.

Sólo fue olfato, algo que surgió como respuesta a una necesidad evidente. Sin embargo, no había una estrategia detrás. No conocíamos el marketing inbound, solo coqueteábamos con él sin saberlo y caíamos en errores como mencionar la marca cada vez que podíamos.

Al llegar a IDS todo lo que me contaron del marketing inbound me hizo mucho sentido y calzó con lo que intuitivamente estábamos tratando de hacer en mi antiguo trabajo.

Lo primero que se me grabó del marketing inbound es que no se centra en la marca sino en el consumidor, por lo tanto, la demanda se genera con contenidos relevantes y útiles para convertir al interesado en cliente.

A las personas hay que hablarles de lo que les interesa; cubrir sus preguntas e inquietudes.

Entendí que hay que vender en la forma en que ellos quieren comprar y que interrumpirlos en su día a día, sin que ellos no necesiten, sólo puede transformarse en una molestia.

Conclusión

Sé que todavía me falta mucho que aprender del marketing inbound, pero es bueno saber que estoy en camino. Lo que me gusta es que he sintonizado con sus propuestas y metodología de forma fluida.

Más que tratar de condensar lo que he aprendido (aquí pueden encontrar todo sobre cómo funciona el marketing inbound), quise mostrar que este cambio de switch es algo que se da de forma natural.

Por algo, cada vez que me preguntan a qué es marketing inbound, a todos les hace sentido.
Solicitar tu consulta gratuita con IDS agencia de Inbound Marketing


Fernanda Quinteros
Fernanda Quinteros

Periodista con mención en Comunicación Estratégica. De las revistas de moda y los viajes, llegué al Marketing Inbound <3.

Síguele en:      

¡Déjanos aquí tus comentarios!